PRÓXIMA ACTIVIDAD

Sábado 30. Colaboración con Brazadas Solidarias

CLUB PIRAGÜISMO SAN FERNANDO KAYAK

teléfono del club: 680765255 whatsaap
sanfernandokayak@hotmail.es

viernes, 11 de marzo de 2016

FLAMENCO ROSA.... El Ave Phenix

El flamenco es un pájaro atípico, patas largas, cuello infinito... 
En los parajes azules y verdes de las marismas, su color rosado destaca y pueden ser vistos desde lejos. Y cuando vuelan, sus alas rojas parecen arder.  Aquí comienza el mito.
Ya no los vemos marcharse de nuestras tierras, pero hubo un tiempo -no muy lejano- en que marchaban en invierno y volvían en primavera.  
Cuando volaban hacia el sur, hacia el sol,  parecían arder y consumirse entre la distancia.
Pero regresaban, otra vez desde el sol, y entre reflejos flameados. Y aquí se consolidó el mito del AVE FENIX... el ave que arde, se consume y resurge de entre sus cenizas.
Podéis leer más sobre el mito del Ave Fenix en este enlace 


Tenemos el mito cerca. No hay que alejarse mucho para verlos. En nuestra última aventura, con marea de 114 grados, nos adentramos en las salinas por las que pululan en invierno.  Se mueven buscando alimentos entre Chiclana y San Fernando. En verano prefieren la Laguna de Camposoto y el saco de la Bahía.

Flamencos en la salina Santa Margarita. Medina Sidonia al fondo.

Conozcamos algo más de estas aves fabulosas..

Se trata de aves muy esbeltas, de entre 80 cm y 1,40 m de largo, con patas larguísimas y cuello largo. El pico es muy característico, y perfectamente adaptado para hurgar en el barro. La mandíbula superior, de menor tamaño que la inferior, es la única móvil. El pico tiene una pronunciada curvatura hacia abajo y está dotado de unas laminillas internas para retener las sustancias alimenticias al filtrar el limo. Los pies tienen cuatro dedos, los tres delanteros unidos por una membrana y el posterior muy pequeño.
Todas las especies son de color rosa más o menos fuerte, desde el rosa claro casi blanco del flamenco europeo (Phoenicopterus roseus), hasta el color salmón del flamenco del Caribe (Phoenicopterus ruber).
Mientras vuelan mantienen el cuello y las patas completamente estirados.
Salina Covadonga (San Fernando)
Se agrupan en bandadas. El flamenco tiene buena vista porque tiene un ojo enorme, pero su cerebro es pequeño. No puede interpretar todo lo que ve. Como viven agrupados, los ojos del grupo funcionan como uno solo.
Si os aproximáis, los flamencos se alejan despacio, en grupo, andando para no gastar energía. Y estirarán  sus cuellos para ver más lejos. Si acortáis distancias, uno o dos aves agitaran sus alas. Es un aviso de peligro a los compañeros. Un poco más cerca y emprenderán su vuelo.
Necesita grandes extensiones de agua poco profunda, normalmente salina, salobre o alcalina, desde el nivel del río hasta los 5.000 m.. Se encuentran en todos los continentes, a excepción de Australia.
Hacen los nidos de barro, con forma de tronco de cono, con la cima cóncava, donde ponen un único huevo blanco (a veces dos) que incuban durante unos 30 días. Los flamencos alimentan a sus crías con una “leche” similar a la de las palomas, pero con más grasa y menos proteínas, que es producida por glándulas ubicadas en la zona superior del tracto digestivo. Las crías son alimentadas con este producto durante unos dos meses, hasta que su pico está suficientemente desarrollado para filtrar el alimento.
Los flamencos se alimentan, mediante filtración, de crustáceos y algas. Sus picos, extrañamente formados, se adaptaron para separar el barro de la comida que consumen, y los usan singularmente al revés. La filtración de comida se apoya en estructuras filamentosas llamadas lamelas, pequeñas láminas que están en las mandíbulas, y una lengua áspera y grande.
 Las plumas del adulto son de color rosa luminoso a rojo, debido a carotenoides obtenidos de su alimento. Un flamenco que se alimenta bien y es saludable es de color rosa luminoso a rojo. El flamenco más rosado es el más deseable como compañero. Un flamenco blanco o pálido está generalmente enfermo o sufrido de falta de comida.
En la Bahía de Cádiz hay varias colonias que se desplazan por los saladares y por las lagunas salobres cercanas (Jeli, Montellano, El Comisario, Medina...).
San Fernando

 La colonia más numerosa se encuentra en la Laguna de Fuentedepiedra (Málaga) donde se contabilizan varias decenas de millar de individuos



No hay comentarios: